¿Quieres obtener una casa propia?, ¿listo para olvidarte de las rentas de una vez por todas e iniciar tu patrimonio? Con tus puntos INFONAVIT, esto puede convertirse en una realidad tan pronto como los comiences a sumar.

Si tienes una relación laboral vigente, con una empresa pública o privada, en la que aportes el 5% de tu salario a tu cuenta de vivienda, eres un derechohabiente del INFONAVIT.

 

¿Qué es lo que tienes que hacer para ejercer tu crédito?

El primer paso es realizar tu precalificación en el servidor de INFONAVIT (http://www.puntosinfonavit.com.mx) para conocer los puntos que has sumado desde el inicio de tu cotización salarial. Esto determinará tu capacidad de repago, las características del crédito solicitado y el monto máximo que puedes solicitar. El número total de tus puntos dependerá de tres factores: tu edad y salario mensual integrado, el saldo de tu Subcuenta de Vivienda y la cantidad de bimestres que hayas cotizado de forma continua en INFONAVIT con la misma o diferente empresa.

¡Parecen muchos números! Pero, en realidad, tu puntaje se calcula en relación a tu salario y se genera a través de las cotizaciones permanentes que hagas como trabajador. Es decir, si llevas 12 bimestres seguidos en la misma empresa, ¡ya la hiciste! Actualmente, el INFONAVIT requiere 116 puntos como mínimo para solicitar un crédito.

 

Pero, ¿qué pasa si aún no te alcanzan los puntos?

No te decepciones si aún no alcanzas el puntaje ideal. Recuerda que el total depende de los tres factores que ya mencionamos, por lo que ser paciente es una gran virtud. Conseguir un aumento de sueldo y continuar en un trabajo estable, pueden ser excelentes ideas. Pero, si te urge salirte ya de casa de tus papás o de la del casero, hay otras opciones que también puedes considerar:

  1. Comprar puntos. Esto es depositar cierta cantidad de dinero en una cuenta propia que se descontará del monto máximo del crédito que te otorga INFONAVIT.
  2. Un crédito conyugal INFONAVIT. Si tu pareja y tú han decidido comprar su primera casa y ambos cotizan en sus respectivas labores, es hora de que se pongan serios y consideren la opción de solicitar un crédito conyugal. Esto es válido sólo para matrimonios unidos por lo civil.

 

Hay algo más que debes saber…

El INFONAVIT no sólo otorga créditos hipotecarios para casas nuevas, también puede hacerlo para construir en un terreno propio, ampliar o remodelar tu vivienda, incluso pagar algún crédito hipotecario que tengas contratado con un banco. Y si, por infortunios del destino un día te quedas sin chamba, el Esquema de Cobranza Social ofrece beneficios cómodos en caso de eventualidades, entre ellos pagar por tu cuenta en los bancos o establecimientos afiliados la cantidad exacta que indica tu estado de cuenta.

Ahora que ya sumaste tus puntos INFONAVIT, ¿sabes cómo vas a amueblar tu primera casa? Recuerda que en INTERMERCADO podemos otorgarte un préstamo personal por Domiciliación Bancaria que te permitirá obtener un crédito desde $5,000.00 hasta $300,000.00 sin aval ni garantía. Estamos para ayudarte a echar a andar tus planes y cumplir tus sueños. Solicita aquí tu crédito.