Conocida por ser la cuna del mole, los chiles en nogada y la artesanía de talavera, Puebla es una ciudad que preserva su maravilloso pasado colonial mágico y lo equilibra con la modernización de su paisaje urbano. Si estas vacaciones piensas salir en familia, en pareja, con amigos, o simplemente dar el rol en solitario, aprovecha para turistear en una de las ciudades más hermosas y emblemáticas de México, y sus alrededores. Aquí te damos cinco recomendaciones sobre qué hacer en las tierras del Popo y el Izta.

 

  1. Visitar Cholula

Sede de la pirámide más grande de Mesoamérica, Cholula ha sido declarado como uno de los pueblos mágicos de México. En la zona arqueológica podrás caminar por los túneles de la pirámide y revivir el pasado prehispánico. En el pueblo podrás disfrutar de las bondades de la gastronomía poblana, así como tomar un café o un helado en la Plaza de la Concordia. Además de visitar la Capilla Real en el Convento de San Gabriel Arcángel o subirte al tren turístico.

 

  1. Paseo por el Africam Safari

Si te gusta disfrutar de las actividades al aire libre, de la naturaleza y los animales, Africam Safari te encantará. No sólo es un parque para “ver animalitos”, sino que es un sitio de conservación para la vida silvestre. Este es el plan ideal sobre todo si hay niños en la familia. Africam Safari se encuentra a tan sólo 16.5 km de la ciudad de Puebla.

 

  1. Recorrido por el centro y zócalo de la ciudad

La ciudad de Puebla guarda muchas atracciones y entretenimiento que podrás descubrir si te lanzas a recorrer el centro. Ya sea en el tren turístico, en bici o a pie, te recomendamos darte una vuelta por la catedral, famosísima por su arquitectura herreriana construida entre 1536 y 1539. Con sólo caminar unos metros encontrarás el Museo José Luis Bello y Zetina, la biblioteca Palafoxiana (la cual cuenta con más de 43 mil obras), la Casa del Alfeñique, así como la Calle de los Dulces, y el mismo zócalo de la ciudad. Sin duda, recorrer el centro siempre será una buena idea.

 

  1. Visitar a los fuertes de Puebla

Los fuertes de Loreto y Guadalupe tienen mucha historia; juntos forman uno de los atractivos turísticos más emblemáticos de la ciudad. Estas antiguas edificaciones militares sirvieron como escenario en la batalla de Puebla. Actualmente son patrimonio histórico de México y en ellos podrás encontrar otras atracciones, como el Museo Regional de Puebla, el teleférico, el planetario, el Auditorio de la Reforma, el Lago de la Concordia, y el Museo de la Evolución, ¡todos en un mismo lugar!

 

  1. Una vuelta en La Estrella de Puebla

Si eres intrépido y te gustan las alturas, seguro gozarás de la vista espectacular a bordo de una de las cabinas de la “Estrella de Puebla”. Esta rueda de la fortuna recibió la acreditación del récord Guinness como la rueda de observación portátil más grande del mundo y forma parte de la zona del Parque Lineal, el Jardín del Arte, el Ecoparque Metropolitano, el Paseo del Río Atoyac y el Museo Internacional del Barroco.

No cabe duda de que necesitarás de varios días para recorrer y descubrir todos los lugares y atracciones, así como también de un dinerito extra para darte gusto con antojitos y comprar souvenirs para todo mundo. Acércate a nosotros, en Intermercado podemos proporcionarte préstamos personales flexibles y seguros para que puedas pasarlo súper bien sin preocupaciones, y decir: ¡qué chula es Puebla!